HealthSearch

Health Guide

Líquido para lavar el parabrisas

Definición

Es un líquido de color brillante hecho de metanol, un alcohol tóxico. Algunas veces, se agregan a la mezcla pequeñas cantidades de otros alcoholes tóxicos, como el etilenglicol.

Algunos niños pequeños pueden confundir el líquido con jugo, lo cual puede llevar a una intoxicación accidental. Incluso pequeñas cantidades pueden causar un daño grave. Este artículo aborda la intoxicación con este tipo de líquido.

Este artículo es solamente informativo. NO lo use para tratar ni manejar una exposición real a un tóxico. Si usted o alguien con quien usted se encuentra sufre una exposición, llame al número local de emergencia (911 en los Estados Unidos), o puede comunicarse directamente con el centro de toxicología local llamando al número nacional gratuito de ayuda Poison Help (1-800-222-1222) desde cualquier parte de los Estados Unidos.

Elemento tóxico

Metanol (alcohol metílico, alcohol de madera)

Dónde se encuentra

Este tóxico se encuentra en:

  • Líquido para lavar el parabrisas (utilizado para limpiar las ventanas de los automóviles)

Síntomas

Los síntomas de la intoxicación por líquido para limpiar parabrisas afecta muchos sistemas diferentes en el cuerpo.

Sistema respiratorio y pulmones:

  • Dificultad para respirar
  • Paro respiratorio

Ojos:

  • Ceguera, completa o parcial, a veces llamada “ceguera de la nieve”
  • Visión borrosa
  • Dilatación (ensanchamiento) de las pupilas

Sangre y corazón:

  • Baja presión arterial

Sistema nervioso:

  • Comportamiento agitado
  • Coma (pérdida del conocimiento)
  • Confusión
  • Dificultad para caminar
  • Mareos
  • Dolor de cabeza
  • Convulsiones

Piel y uñas:

Estómago e intestinos:

  • Dolor abdominal (fuerte)
  • Diarrea
  • Problemas hepáticos incluyendo ictericia (piel de color amarillento) y sangrado
  • Náuseas
  • Vómito, a veces con sangre

Otros síntomas pueden incluir:

Cuidados en el hogar

Busque asistencia médica inmediata. NO provoque el vómito en la persona, a menos que así lo indique el Centro de Toxicología o un profesional de atención médica.

Antes de llamar al servicio de emergencia

La siguiente información es útil para la ayuda de emergencia:

  • Edad, peso y estado de la persona (por ejemplo, ¿está despierto o consciente?)
  • Nombre del producto (ingredientes y concentración, si se conocen)
  • Hora en que fue ingerido
  • Cantidad ingerida

Sin embargo, NO se demore para pedir ayuda si esta información no está disponible inmediatamente.

Centro de Toxicología o número de emergencia local

Se puede comunicar con el centro de toxicología local llamando al número nacional gratuito Poison Help (1-800-222-1222) desde cualquier parte de los Estados Unidos. Quienes le darán instrucciones adicionales.

Se trata de un servicio gratuito y confidencial. Todos los centros de toxicología locales en los Estados Unidos utilizan esta línea nacional. Usted debe llamar si tiene inquietudes acerca de las intoxicaciones o la manera de prevenirlas. Puede llamar las 24 horas del día, los 7 días de la semana.

Lo que se puede esperar en la sala de urgencias

El proveedor de atención médica medirá y vigilará los signos vitales de la persona, incluso la temperatura, el pulso, la frecuencia respiratoria y la presión arterial. Los síntomas se tratarán en la forma apropiada. La persona puede recibir:

  • Carbón activado
  • Asistencia respiratoria, incluso oxígeno, tubo respiratorio a través de la boca (intubación), y máquina respiratoria (ventilador)
  • Exámenes de sangre y orina
  • Radiografías del pecho
  • TC (tomografía computarizada, o imágenes avanzadas)
  • ECG (electrocardiograma, o rastreo cardíaco)
  • Líquidos a través de una vena (intravenosos o IV)
  • Medicamentos para tratar los síntomas, incluso antídotos para revertir los efectos del tóxico (fomepizola etanol)
  • Un tubo a través de la mariz para extraer el tóxico restante si la persona es atendida dentro de los primeros 60 minutos tras haberlo ingerido.

Ya que la extracción oportuna del metanol es clave en el tratamiento y la supervivencia, es posible que sea necesario utilizar una máquina renal (diálisis).

Expectativas (pronóstico)

El metanol, el principal ingrediente en el líquido para lavar parabrisas, es extremadamente tóxico. Tan sólo 2 cucharadas (30 mililitros) pueden ser mortales para un niño y aproximadamente de 2 a 8 onzas (60 a 240 mililitros) pueden ser letales para un adulto. La ceguera es común y a menudo permanente a pesar de los cuidados médicos. La ingesta de metanol afecta muchos órganos. Se puede presentar daño permanente a los órganos.

El desenlace clínico definitivo depende de la cantidad de tóxico ingerida y de la prontitud con que se recibió el tratamiento.

Aunque muchos líquidos para lavar parabrisas son una forma diluida de metanol en agua, igualmente pueden ser peligrosos si son ingeridos.

Referencias

Kostic MA. Poisoning. In: Kliegman RM, Stanton BF, St. Geme JW, Schor NF, eds. Nelson Textbook of Pediatrics. 20th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2016:chap 63.

Little M. Toxicology emergencies. In: Cameron P, Jelinek G, Kelly A-M, Brown A, Little M, eds. Textbook of Adult Emergency Medicine. 4th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Churchill Livingstone; 2015:chap 29.

White SR. Toxic alcohols. In: Marx JA, Hockberger RS, Walls RM, et al, eds. Rosen's Emergency Medicine: Concepts and Clinical Practice. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2014:chap 155.


Actualizado: 1/31/2017
Versión en inglés revisada por: Jacob L. Heller, MD, MHA, Emergency Medicine, Virginia Mason Medical Center, Seattle, WA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.
Traducción y localización realizada por: HolaDoctor
La información provista no debería ser usada durante una emergencia médica o para el diagnóstico o tratamiento de cualquier condición médica. Un médico certificado debería ser consultado para el diagnóstico y tratamiento de cualquiera y todas las condiciones médicas. Llame al 911 para todas las emergencias médicas. Adam no hace ninguna representación o garantía con respecto a la precisión, confiabilidad, totalidad, actualidad del contenido, texto o gráficos. Los enlaces a otros sitios están provistos solo con fines informativos: no constituyen un aval de los otros sitios. © 1997- A.D.A.M., Inc. Toda duplicación o distribución de la información contenida aquí está estrictamente prohibida.