HealthSearch

Health Guide
Imágenes

Tratamiento para la resaca

Información

Una resaca se refiere a los síntomas desagradables que una persona experimenta después de tomar mucho alcohol.

Los síntomas pueden incluir: 

  • Dolor de cabeza y mareos
  • Náusea
  • Fatiga
  • Sensibilidad a la luz y al sonido
  • Latidos cardíacos rápidos
  • Depresión, ansiedad e irritabilidad 

Recomendaciones para el consumo segugo de alcohol y para prevenir una resaca: 

  • Beba lentamente y con el estómago lleno. Si usted es una persona pequeña, los efectos del consumo de alcohol son mayores en usted que en una persona de contextura más grande.
  • Beba con moderación. Las mujeres no deben consumir más de 1 trago por día y los hombres no más de 2. Un trago se define como la cantidad correspondiente a una cerveza de 12 onzas líquidas (360 ml), 5 onzas líquidas (150 ml) de vino o 1 1/2 onza líquidas (45 ml) de licor de 80 grados.
  • Tome un vaso de agua entre los tragos que contengan alcohol. Esto ayudará a consumir menos alcohol y disminuirá la deshidratación a raíz del consumo de esta sustancia.
  • Evite por completo el alcohol para prevenir las resacas.

Si usted tiene resaca, tenga en mente lo siguiente para aliviarse:

  • Ciertas medidas, como jugos de fruta o miel, se han recomendado para tratar una resaca. Sin embargo, hay muy poca evidencia científica que demuestre que dichas medidas sirvan. La recuperación de una resaca por lo regular simplemente es cuestión de tiempo. La mayoría de las resacas desaparecen al cabo de 24 horas.
  • Las soluciones electrolíticas (como bebidas para deportistas) y un consomé son buenos para reponer las sales y el potasio que se pierden por el consumo de alcohol.
  • Descansar lo suficiente. Incluso si usted se siente bien a la mañana siguiente después del consumo de una abundante cantidad de alcohol, los efectos duraderos de este disminuirán su capacidad para desempeñarse en forma óptima.
  • Evite tomar cualquier medicamento para la resaca que contenga paracetamol (como Tylenol), dado que puede causar daño hepático cuando se combina con alcohol.

Referencias

Finnell JT. Alcohol-related disease. In: Marx JA, Hockberger RS, Walls RM, et al, eds. Rosen's Emergency Medicine: Concepts and Clinical Practice. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2014:chap 185.

O'Connor PG. Alcohol use disorders. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman-Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 33.


Actualizado: 5/21/2017
Versión en inglés revisada por: Laura J. Martin, MD, MPH, ABIM Board Certified in Internal Medicine and Hospice and Palliative Medicine, Atlanta, GA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.
Traducción y localización realizada por: HolaDoctor
La información provista no debería ser usada durante una emergencia médica o para el diagnóstico o tratamiento de cualquier condición médica. Un médico certificado debería ser consultado para el diagnóstico y tratamiento de cualquiera y todas las condiciones médicas. Llame al 911 para todas las emergencias médicas. Adam no hace ninguna representación o garantía con respecto a la precisión, confiabilidad, totalidad, actualidad del contenido, texto o gráficos. Los enlaces a otros sitios están provistos solo con fines informativos: no constituyen un aval de los otros sitios. © 1997- A.D.A.M., Inc. Toda duplicación o distribución de la información contenida aquí está estrictamente prohibida.